AUTO ELECTRICO EV1 DE LA GENERAL MOTORS

20 Oct

En 1996, General Motors fabrica el EV1, el primer automóvil eléctrico de alto rendimiento y produccion masiva. El EV1 se construyó con los mejores avances tecnológicos del momento.

Este sedán de 2 plazas podía recorrer un máximo de 140 millas (225 km) con la carga eléctrica completa de una noche. Una parte del éxito de esta notable autonomía, era su  avanzada aerodinámica.

El EV1, tenía también una buena aceleración: de 0 a 100 km en 9 segundos y estaba completamente equipado con la tecnología típica de los vehículos de gama media-alta: cabina equipada con aire acondicionado, espejos laterales motorizados y cerrojo centralizado, equipo de música con CD rom y radiocasette, parabrisas antireflejante “electriclear”, espejo trasero con sistema de descongelación, sensor de la presión de aire de los neumáticos, dirección hidräulica asientos de piel, consola al centro y un panel de instrumentación completo, especialmente del estado de carga.

 La energía del EV1, provenia de 26 baterías de plomo ácido que pesaban entre todas 500 kilos , aunque también podía aceptar un paquete más avanzado con la batería de níquel metal hidruro que incrementaba su radio de acción.

La tecnología de propulsión era el producto de alianza estratégica de los grupos Allison Transmission, Delco Electronics Corp. y Delphi Energy junto con los componentes básicos de motorización aportados por GM.

Imaginense un automóvil, sin motor, sin välvulas, sin pistones, sin bujias, sin cadena de tiempo, sin cigueñal, sin transmision, sin arrancador, sin necesidad de hacerle tune ups, sin gastar en gasolina, porque no la necesita, sin embrague, sin escape, sin mofle, no necesita verificacion vehicular, porque es un vehiculo cero emisiones, sin varillas medidoras y sin cambios de aceite, con eso amortizaba su costo.

En el desarrollo de este vehículo se hizo un gran avance en el sistema de control y  carga de las baterías, esto facilitaba que no precisara de mantenimiento alguno hasta las 100.000 millas .

El EV1 tenia una potencia de 138 HP a plena carga eléctrica. El sistema de frenado era parecido al actual ABS para mantener el control de la dirección e incorporaba un sistema de recuperación de energía.

 Los EV1 de segunda generación se empezaron a fabricar en el 1999 y se equiparon con baterías de níquel-metal hidruro (NiMH) desarrolladas por GM Ovonic Battery Corp.

 Para evitar problemas por el calentamiento de estas baterías, se incorporaba un sistema de refrigeración específico.

Para los EV1 de primera generación, era imprescindible instalar el sistema de refrigeración si se cambiaba a este tipo de baterías de nueva generación y con una mayor autonomía.

 La conducción en el “modo económico” permitía una autonomía de 80 millas (128 km) conduciendo en carretera a 65-70 mph (100 kmh), mientras que en circuito urbano su radio de acción se reducía a 45-50 millas (75 km).

En abril de 1998 en la zona sur de California había instalados unos 300 cargadores públicos, muchos de ellos localizados en los estacionamientos de supermercados populares.

En estas instalaciones gratuitas se conseguía una recarga del 20 al 80% en tan sólo 45 minutos con el cargador de 6,6kW a 220 voltios. Los EV1 de segunda generación con baterías de NiMH conseguían la recarga del 80 % en 10 minutos con el cargador de 50 kW. El sistema de recarga eléctrico era por inducción magnética.

 Los EV1 sólo se alquilaban, no se vendían.

En el Estado de California el precio de renta era algo más barato debido a los incentivos gubernamentales. El precio era de 399 dólares mensuales que incluía el sistema de recarga en casa y uno de portátil para poder utilizar las estaciones de recarga públicas.

El arrendamiento estaba regulado para 3 años o 30.000 millas. GM nunca se mostró específico respecto a la posibilidad de que al final de la renta, pudiera ser adquirido en propiedad (en parte debido a que los requerimientos gubernamentales que exigen el suministro de piezas durante años y además argumentaban que el rápido avance de la tecnología quizás no lo permitiría de una forma rentable).

En todo momento, la mayor parte de los usuarios manifestaron su interés por adquirirlo en propiedad, deseo que nunca fue satisfecho y que terminó como en las peores películas de terror.

 La eficiencia energética de los vehículos eléctricos ha quedado demostrada en su uso diario durante la época de la Zero Emission Vehicles Mandatory. Por ejemplo, el Toyota RAV4 EV rinde 887 BTU/milla mientras que su homólogo en gasolina precisa 4423 BTU/milla.

Un híbrido como el Toyota Prius necesita de 2250 BTU/milla. Por tanto, incluso un vehículo eléctrico pesado como el todo terreno Toyota RAV4 EV es muy competitivo.

 Los vehículos fabricados por Ford, Toyota y GM a finales de los noventa estaban diseñados para funcionar con baterías de níquel metal hidruro (NiMH) con lo que la autonomía se ampliaba hasta las 120 millas por carga (casi 200 km), sin embargo, el 80 % de los usuarios no realizaba más de 80 millas (128 km) día y el 50 % menos de 25 millas (40 km) día.

Hoy el reto lo marca las nuevas baterías de ión litio cuyo menor peso y máxima potencia pueden convertir al vehículo eléctico en todavía mucho más competitivo. Los simpatizantes de los vehículos eléctricos como solución a la contaminación provocada por la movilidad urbana tiene pues sus argumentos y buenas razones para promocionar esta sistema de movilidad ;recordemos que los primeros coches a principios del siglo XX fueron todos elécticos antes de imponerse el motor de combustión interna.

 Durante los años 2003 y 2004 GM procedió a retirar todos los vehículos que terminaban el período de contrato de renta. Algunos usuarios se agruparon y ofertaron para poderse quedar con el EV1 a lo que GM se negó rotundamente. Sin embargo, durante este período GM mantuvo todavía algunos vehículos en sus dependencias del Centro de Entrenamiento de Burbank (California).

Un grupo de voluntarios, exusuarios y amantes de los vehículos eléctricos iniciaron el 16 de febrero 2005 una acción de vigilancia de 24 horas en el mencionado centro Burbank de GM donde permanecían perfectamente cuidados 78 vehículos EV1.

 La esperanza de esta acción popular era impedir que terminaran siendo destruidos como el resto y que incluso GM se replanteara seguir con el programa del EV1. Sin embargo, a primeros de Marzo GM envió varios camiones para retirar definitivamente los EV1 almacenados y proceder a su destrucción definitiva en el desierto de Arizona. A pesar del esfuerzo de muchos voluntarios y pleitos al final se perdió la batalla puesto que todos los EV1 finalmente fueron destruidos. Actualmente, queda una sola unidad en el Museo de Historia de América.

 Por su parte GM se defendió sobre su proceder argumentando que invirtió 1.000 millones de dólares en desarrollar el EV1 incluido el marketing y el desarrollo de las unidades de carga tanto domésticas como públicas. Pero el vehículo tuvo un escaso éxito dado que sólo 800 EV1 fueron alquilados durante 4 años. Finalmente, de una lista de 5.000 aspirantes sólo 50 personas quisieron continuar rentandolos.

Así pues la razón de eliminar el EV1 era puramente económica debida a su escasa demanda y a la inviabilidad de mantener los repuestos que exige las normas de seguridad. Está claro que en el fondo el miedo a posibles demandas en el futuro por no atender el mantenimiento de esta flota, que ya era deficitaria, está en el fondo del brusco proceder de GM.

 Sin embargo, sorprende que una joya tecnológica de la automoción como el EV1 tuviera un final tan poco digno. Al menos otras marcas procedieron con mayor cautela y tino.

 A raiz de la exhibición del documental Who killed the electric car? en octubre del 2006, el Departamento de Agua y Energía de California anunció que pondría a la venta los 74 vehículos Toyota RAV4 EV de su flota y que estaban en perfecto estado y con menos de 25.000 millas recorridas, aproximadamente un 15 % de su vida útil.

 Sin embargo, el EV1 de GM murió definitivamente en la chatarra durante el 2005.

Posted by : Azor
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: